Ddtapp

A los políticos expatriotas

Escrito el 26/02/2018
Desafio De Todos


Hermano hace tiempo dejaste de estar del lado del pueblo, y colocaste las  posiciones, que tus ideales te llevaron a servir al pueblo de lado. Te volviste cómplice de  la estafa y vives de la ignominia de la gente. Te conocí revolucionario, pero  revolucionario de los cambios drásticos, de la  superación y el progreso, del desarrollo, de la justicia social, de la disminución de la desigualdad, de la justicia distributiva, de la DEMOCRACIA PARTICIPATIVA, del servicio social comunitario, de la  Pedagogía del Amor, de la Teología de la Liberación, del respeto a la Constitución y del pensamiento Bolivariano. Pero perdiste el camino y te convertiste en un  POLITICO DEMAGOGO, semejante a un sofista que se confundía entre los filósofos, renunciaste al SENTIR del PUEBLO para servirte de los selfies con las  autoridades en el gobierno, por el turismo político, por los discursos  acomodados. 

Creo en un proceso de cambio en lo práctico, no en lo abstracto, en eso CREÍMOS.

Ahora después de unos años la gente ya está de  segundo lugar, preservar tú POSICIÓN de PODER es  TU  prioridad. Con eso no quieres  ayudar a la gente, tú lucha es PRESERVARTE donde estás.

Lástima, perdiste las ideas  de la JUVENTUD. LÁSTIMA perdiste la humanidad de un estudiante con utopías, pero nunca  es tarde para reflexionar,  para reconducir los pasos encontrándose consigo mismo y reconducir los pasos al verdadero servicio a la gente.

 

En  este momento defiendes una causa sin razón, porque hablas como si estuvieras  en un equipo de béisbol que nunca pierde. Un día lo que viste como un JUEGO  será absolutamente derrotado de manera vergonzosa.

Ahora piensas en irte del país buscando un mejor futuro, aunque sigues con la  razón torcida. Por eso mi consejo es que mires con objetividad, ponte del lado de la gente, siente y humanízate con el pueblo, Sólo el  conocimiento y la verdad hacen al hombre libre.

Tu conducta expulsa de  todo sentimiento patrio, porque estas anulando tu identidad, la sensibilidad  que nos revive a padecer  el sufrimiento de cualquier venezolano,  la patria no se mide en un movimiento partidista, no se consuma  en una posición ideológica, si sigues de manera desenfrenada convirtiendo en un ídolo a lo antidemocrático, lo contra humano. No te quedará otro camino que la vergüenza de expatriarte aunque camines por esta tierra. No cambies la dignidad de este pueblo por la lealtad al engaño sistémico de una persona.

Pronto SEGUIREMOS juntos nuevamente. Porque ¡Al levantar la vista veremos una tierra en LIBERTAD!


5